viernes, 20 de mayo de 2016

ALITAS DE POLLO CON VERMUT Y SALVIA


 
Es de esas recetas que, como se suele decir, se hacen solas, ya que una vez se aliñan y meten en el horno, requieren poca atención. Además, las alitas son muy sabrosas y económicas, dos factores muy a tener en cuenta.


Ingredientes: 

1 k. Alitas de pollo
Sal
Pimienta recién molida 

Para el aliño:
100 ml. Vermut blanco
2 Limones en zumo
2 Cucharadas miel
1 Cucharada salvia picada
1 Cucharadita jengibre recién rallado
1 Diente de ajo recién rallado
1 Pastilla de caldo de pollo concentrado
2 Cucharadas aceite de oliva virgen extra 
 

Preparación: 

Se mezclan en un cuenco todos los ingredientes del aliño y se vierten sobre la alitas limpias, cortadas en dos y salpimentadas.
Se deja macerar unos 30 minutos.
Mientras tanto, se precalienta el horno a 200 grados encendido por arriba y abajo.
Transcurrido el tiempo de aliño del pollo, se distribuye todo sobre una bandeja y se  hornea durante 20 minutos. Se saca y revuelve bien para que todas las alitas se impregnen de la salsa, y se vuelve a meter en el horno otros 20 minutos.
Se sirven calientes acompañadas de patatas fritas o ensalada.
 

Consejos: 

El vermut da al pollo un punto dulzón muy agradable, pero si no te gusta o no tienes, se puede sustituir por vino blanco
En cuanto al uso de la pastilla de caldo, no soy muy aficionada a estos productos, pero recurro a ellos en raras ocasiones para aportar un toque de sabor extra.

1 comentario:

  1. Si que son fáciles y seguro que deliciosas. Un besazo.

    ResponderEliminar